De monstruos, hombres y quimeras

Querida raza Tellurian, ofrezco una enorme disculpa por mi prolongada ausencia… Realmente he extrañado comunicarme con ustedes y decantar mis pensamientos musicales en este espacio en donde todo -salvo Ricardo Arjona- es bienvenido… Esta ocasión, le voy a dar escenario a una banda primeriza proveniente de las gélidas tierras boreales, un sexteto matriarcal liderado por Nanna Hilmarsdóttir que está pisando fuerte en la escena del indie.

Teniendo como aval y garantía el haber ganado un concurso de bandas en su natal Islandia, un disco producido y un potencial gigantesco -créanme, no es otra banda más de indie que se parece a Mumford and Sons-; quiero presentarles a recomendación de nuestra camarada Ruch a Of Monsters and Men.

Habiendo nacido como un proyecto solista de Nanna, esta agrupación islandesa se fue consolidando desde hace ya 2 años… Su proyecto denominado Songbird pasó a ser lo que viene siendo complementado por 3 caballeros, que le dieron ese sonido folk tan ya conocido comercialmente por todos ustedes -con melodías construidas a partir de 2 guitarras y un elemento percusivo- y que le valieron a este joven grupo su primer gran logro.

Posterior a su victoria en el Músíktilraunir, dos nuevos elementos se incorporaron a Of Monsters and Men… Árni Guðjónsson -quien se hace cargo del acordeón y quien le da a mi parecer, el toque característico a esta banda- y Kristján Kristjánsson, definiendo la alineación titular de estos isleños que se fueron a probar suerte al país de las oportunidades. Teniendo en sus hombros la enorme responsabilidad que implica representar el legado de gente como Björk y Sigur Rós, Of Monsters and Men arribó a Seattle y con ayuda de una radiodifusora local, dieron a conocer su primer sencillo titulado “Little talks“… La estación de la que les hablo, fue también la que se rifó con la promoción de Pickwick, a quienes puedes degustar directo y sin escalas aquí.

Su primer material titulado “My head is an animal” es un must en sus bibliotecas musicales, de pe a pa es excelente. Jamás caen en el recetazo de una rola a lo largo del disco… todo él es diverso, divertido, bien estructurado -el ensamble vocal es simplemente tiracalzones- y es el compañero perfecto para una caminata por una playa nublada, un cliché que inmortalizara Chris Martin en el video de “Yellow“. Con ese mood que sólo los discos acústicos y nostálgicos pueden generar, veo yo en Of Monsters and Men la capacidad suficiente para convertirse en un enorme del género y en un motivo para congregarse en estadios, abrazar a la gente al costado y cantar:

’cause though the truth may vary,

this ship will carry our bodies safe to shore…

Don’t listen to a word I say,

the screams all sound the same

Los dejo con otro rolón de su disco, titulado “Numb bears“… digna del desfile de su preferencia o de la fiesta tirolesa más cercana a su comunidad. Una joya que como gente atenta que somos en Tellurian, les compartimos.

Despídome de ustedes, criaturas… ya cambia la estación.

Don Gato

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: